Hace ahora 500 años, el vicario de Tudía, el bienvenidense Juan Riero, decide encargar un retablo para la iglesia del Monasterio, ya que el anterior, de madera, había desaparecido durante las obras realizadas en el templo tres años antes.

Riero se fija para el encargo en un talentoso artista italiano asentado en Sevilla, Francisco Niculoso Pisano, que ha llamado la atención por romper con la tradición retablística y realizar sus obras a base de azulejería. El contrato se firma en Sevilla el 17 de marzo de 1518, y en él se recoge que Pisano (apodo que le viene por ser natural de Pisa) elaborará un retablo de ‘asulejo de ymaginería’, compuesto por 640 piezas, al precio de 10 maravedíes por azulejo. Esta suma, de 6.400 maravedíes es sufragada por Riero, de ahí que su imagen figure en la parte baja del retablo.

Tres meses después, la obra, considerada por los estudiosos como la creación más importante y destacada de Niculoso Pisano, es instalada en la iglesia. El retablo consta de tres calles. La central presidida por el Árbol de Jesé (genealogía de la Virgen) y rematada por el Calvario. En las laterales, escenas alusivas a la vida de la Virgen y abajo, el maestre Pelay Pérez Correa en actitud orante junto al vicario Juan Riero, y todo ello rodeado por símbolos santiaguistas.

Esta magnífica creación y su V Centenario serán los protagonistas de la presencia de la Mancomunidad de Tentudía en Fitur, la Feria Internacional del Turismo, considerada una de las más importantes del mundo, y que se celebra en Madrid los días 17 al 21 de este mes.

Concretamente, Tentudía irá en el stand de la Junta de Extremadura, y contará el jueves 18 a las 14.00 horas con una presentación propia para dar a conocer el plan de fomento del turismo en la comarca para este año.

TAMBIÉN GASTROSTAR

Así, el retablo será uno de los centros de atención y reclamo para el visitante. También se realizará una presentación de la II Muestra Gastrostar, la cita con la gastronomía y la contemplación de las estrellas que tuvo un gran éxito en su primera edición celebrada el mes de julio pasado.

De este modo, Tentudía enlazará una de las muestras de su patrimonio artístico con la gastronomía y el disfrute de uno de los cielos más limpios de España como banderines de enganche de una oferta que incluye naturaleza, productos de primera calidad, tradición, patrimonio histórico y artístico, deporte de aventura, fauna y flora únicas y entorno amable, y todo ello a menos de una hora de un aeropuerto internacional como es el de Sevilla.

A lo largo de la jornada se darán a conocer tanto los actos de celebración del V Centenario del retablo como la fecha de la próxima Gastrostar, en un evento en el que posiblemente se cuente con la participación de la escuela profesional de turismo Tentudía Turística.

(fotos: retabloceramico.net y Asociación Niculoso Pisano)