“Cuando tuve a mi hijo, me di cuenta de que no existía apenas formación e información sobre lactancia materna, nutrición y crianza natural”, explica Puri Barroso, psicóloga y asesora de lactancia, y añade: “me puse a indagar por mi cuenta, ya que el personal sanitario, en general, dispone de poca formación sobre estas cuestiones, y así me formé como asesora de lactancia”.

Después, Barroso se puso en contacto con otras madres y ‘premadres’ para ir celebrando encuentros y talleres sobre este tema, que hace unos días quisieron hacer visibles con una reunión informal, una ‘quedada simbólica’, con motivo de la celebración de la Semana Mundial de la Lactancia.

“No, no se trata, como dicen algunas personas, de ‘imponer’ la lactancia materna como único método, sino de informar de esta posibilidad de manera adecuada, de sus beneficios, y que cada cual decida, frente a un método cuadriculado que se marca como exclusivo en el desarrollo y la nutrición del bebé”, apunta.

Nació así el grupo de Crianza Respetuosa de Fuente de Cantos, que cuenta con 20 personas y que mantiene contactos con grupos similares de Sevilla, Mérida o Monesterio.

Pero, ¿qué es la crianza respetuosa? “Es simplemente una vuelta a los sistemas naturales de evolución del niño, que abarca desde la lactancia materna como opción hasta la disciplina positiva, métodos de alimentación sin purés (pasar de la lactancia al alimento sólido), hábitos más saludables de alimentación, etcétera. Es aprovechar la experiencia de generaciones anteriores y aplicarlas a hoy”, comenta Puri Barroso, y agrega: “empezamos por el tema de la lactancia porque es lo que más abandonado está, muchas veces por ritmos y estilos de vida que se nos han impuesto como ‘normales”.

Se trataría, pues, de sustituir los sistemas actuales “muy cuadriculados y medidos, que marcan las etapas de manera homogénea para todos los bebés, como si todos fuesen iguales”, por otros “que se vayan adaptando a la evolución del bebé en cada momento, sin forzar etapas, dejando que las cosas ocurran de manera natural. ¿Quién dice que a tantos meses todos los niños tienen el mismo grado de maduración y por tanto todos, absolutamente todos, deben pasar a otra etapa? Habrá casos que sí y otros que no, por lo que deberíamos adaptarnos a ese ritmo, no imponerlo”.

El objetivo ahora es consolidar el grupo e incrementar los contactos con otros similares de otros lugares, para ir celebrando, a partir de octubre seguramente, talleres especializados e intercambios de experiencias. “Como he dicho antes, es solo informar a las madres, darles las opciones y que cada una decida”. Para ello están contando, además, con una ayuda extra, la de Noelia Cotano, matrona, “que nos está apoyando muchísimo y se ha implicado de lleno”

Para difundir sus métodos, al margen de su propia formación, Puri Barroso se remite a los estudios realizados por personalidades contrastadas como el pediatra Carlos González, la psicóloga Rosa Jover o el nutricionista Julio Basulto. “Cualquiera puede, en internet, acceder a muchos materiales generados por estas personas, para ir informándose, y, desde luego, recurrir a mi cuando lo necesiten si quieren asesoramiento o formación”, apunta.

En un futuro, la idea es poder contar con alguno de estos expertos para que dirija un taller en Fuente de Cantos. “Es difícil de lograr, porque son gente con mucho prestigio y muy demandados en todos sitios, pero lo intentaremos”