Los alumnos del Francisco Asuar pueden continuar sus actividades acuáticas gracias a la ayuda de la Diputación de Badajoz

Los alumnos del Centro ocupacional ‘Francisco Asuar’ siguen disfrutando de un curso de natación adaptada para personas con discapacidad en el Balneario el Raposo.

La actividad está subvencionada por la Diputación de Badajoz a la Asociación de padres y amigos del Discapacitado de Fuente de cantos, como años anteriores. Y como siempre, está siendo un éxito, ya que los chicos cada jueves se relajan, se divierten y perfeccionan el deporte de la natación.

La actividad tiene una duración de tres meses y medio y consiste en una hora semanal de natación adaptada y terapéutica en la piscina climatizada del Balneario el Raposo.

En esta ocasión son quince chicos con discapacidad intelectual y que además de pertenecer al centro ocupacional de Fuente de Cantos son socios de la Asociación de Padres y amigos del Discapacitado del mismo pueblo. Ellos son acompañados por los monitores del centro, que les ayudan en todo lo que precisan tanto en el transporte como en el mismo Balneario.

Las monitoras afirman que con esta actividad se han conseguido los objetivos propuestos, principalmente se han encontrado resultados positivos en cuanto a la  autonomía de los chicos en el agua y una reducción del nivel de activación psicofisiológica (aumentando su relajación). Además por supuesto de mejorar su autoestima y su motivación, al realizar una actividad diferente.

Tanto monitores como usuarios del centro coinciden en que es una actividad muy beneficiosa, ya que además de practicar un deporte acuático en los meses de invierno, les saca de la rutina diaria de trabajo en el centro ocupacional y les sirve de actividad de ocio y tiempo libre. Por supuesto, esperan poder seguir disfrutando de ella muchos años más.